Cómo comunicar en un mundo que se ha transformado.

Antes de nada, vamos a centrarnos.

La comunicación es un pilar importante dentro de una empresa. Todas están formadas por personas que están continuamente comunicándose.

Dentro de la estrategia de marketing digital de una organización, la comunicación es una de las bases fundamentales a tener en cuenta. 

Para que exista comunicación debe existir un emisor que envíe un mensaje a un receptor, utilizando un código concreto y a través de un canal. 

Toda empresa debe desarrollar la escucha activa para comunicar eficazmente primero deben aprender a escuchar  que no oír. De esta manera, la escucha activa está ligada al desarrollo de la capacidad empática. 

Dos elementos que facilitan la escucha activa son: 

  • La disposición psicológica, esto es prepararse para escuchar a la otra persona.
  • Expresión, demostrar a la otra persona que le estamos escuchando, a través de la función fática y el lenguaje corporal. 

Se debe poner el foco en la persona que nos escucha y el objetivo debe ser conectar con ella. La comunicación emocional es un elemento importante para conseguir este fin. 

Para lograr una comunicación emocional es importante

  1. Expresarte de forma subjetiva, de este modo hablas desde tu punto de vista, así los demás no podrán rebatir la veracidad de tu pensamiento pues es subjetivo. 
  2. Utilizar verbos emocionales. ¿Sabes que las emociones se contagian? Seguro que alguna vez te ha pasado que alguien te ha contagiado su risa aún sin saber por qué se está riendo. Para conectar con nuestros clientes debemos procurar que se contagien de nuestras emociones. ¿Y cuáles son estos verbos? Pues algunos ejemplos son ilusionar, amar, odiar, temer, preocupar…
  3. Describe comportamientos en vez de describir personas, de este modo eludes la posibilidad de crear un conflicto y el receptor no se siente atacado. 

No solo las personas nos comunicamos con el entorno, las empresas también lo hacen, esto es denominado comunicación empresarial.

Así bien, dentro de la empresa se pueden distinguir distintos tipos de comunicación que establecer en una empresa, estos son:

  • Comunicación interna, como su propia nombre indica, es cuando el mensaje se transmite dentro de la empresa.
  • Comunicación externa, al contrario de la interna, esta vez el mensaje sale fuera de la empresa, por ejemplo aquella que va dirigida a los clientes. 
  • Comunicación corporativa o de marca, se refiere a un tipo de comunicación institucional, la marca transmite un mensaje de carácter institucional hablando sobre la propia marca.
  • Comunicación comercial, consiste en transmitir un mensaje con fines completamente comerciales.
  • Comunicación publicitaria, se lleva a cabo cuando la empresa difunde un mensaje a través de los medios de comunicación invirtiendo en ella una cuantía económica.
  • Comunicación convencional, es toda aquella que se emplea en el entorno off-line.
  • Comunicación no convencional o digital, el antónimo de la anterior, esta vez toda la comunicación se realiza exclusivamente en el entorno digital. 

Antes de decidir qué medio emplear hay que tener claramente definida la identidad corporativa de la misma, eso es la misión, visión y los valores. Además de tener claro qué se quiere comunicar, hay que definir un objetivo.

 

Comunicacion_empresarial

Comunicación 2.0, la clave de todo.

La comunicación 2.0 no significa que haya cambiado la comunicación en sí sino más bien el canal, código y contexto. 

Antes la forma en la que las empresas se comunicaban con su público era unidireccional, se limitaba solamente a informar. Gracias a la tecnología y a la web 2.0 se desarrolla la comunicación bidireccional. 

Esta nueva forma de comunicación por parte de las marcas se centra en la interacción con las personas, ya que predomina el carácter social e interpersonal, dejando atrás el «yoísmo». El contenido pasa a ser un eje central de la estrategia de comunicación digital. 

Los nuevos modelos de comunicación 2.0 que existen hoy en día son: 

  • Multiplataformas: esto significa que los clientes acceden a la información a través de distintos soportes, desde el ordenador hasta el reloj de pulsera. 
  • Multicanal: los usuarios utilizan diversos canales desde los que acceder a la información (redes sociales, blogs, emails…)
  • Bidireccional:  basado en mandar mensajes no para informar, sino para crear un diálogo, así el usuario pasa a estar en el centro de la estrategia. 

El desarrollo exponencial de la tecnología y la consolidación de las redes sociales han provocado que cambien los hábitos, las expectativas y el comportamiento. 

 

El usuario es muy participativo dentro de la web 2.0, esto ha provocado que cada vez tengan más importancia dentro de las estrategias corporativas pues actualmente son la pieza más importante que permiten crecer a las organizaciones. 

En este sentido, es muy importante tener identificado el perfil de cliente objetivo de la empresa, pues no todos los públicos son idóneos para la empresa (no todo vale). Toda empresa debe tener definida su buyer persona y definir una estrategia para lograr atraer a ese segmento de usuario. 

Se debe elegir el tono adecuado con el dirigirse a los clientes, un elemento que debe estar claramente definido desde el principio. También el canal por el que nos comunicamos, diseñando una estrategia en redes sociales adecuada a los objetivos.  

Realizar promociones y premiar para lograr fidelizar al cliente, no vas a regalar el producto o servicio que vendes, pero si pueden darle un incentivo o recompensa para deleitarle. 

Responder ante los fallos, se debe realizar un plan para saber actuar en caso de que algo falle, no se puede ser perfecto y es probable que alguna vez falle algo, pero se debe tener muy claro cómo se tiene que actuar al respecto.

Compartir no es dividir sino multiplicar, si ambas partes ganan, el negocio funciona.